La higiene femenina

Publicidad

Nova » Programas » ¿Qué me pasa Doctor?

SALUD FEMENINA

Cuida tu suelo pélvico

Los músculos pélvicos son los responsables de sostener la uretra, la vejiga, el útero y el recto. Los embarazos y partos, el deporte o simplemente el paso del tiempo deterioran esta musculatura provocando incontinencia urinaria o disfunción sexual, entre otros trastornos.

Aunque en España cada vez hay más conciencia de la importancia de cuidar y fortalecer el suelo pélvico, aún sigue siendo un tema tabú. Esto ha ido asociado desde hace años al postparto o la menopausia pero en la actualidad, con la moda del running -salir a correr de toda la vida-, las pesas o los saltos “es cierto que han aumentado las consultas de mujeres jóvenes, en torno a los 30 años que consultan por pequeñas pérdidas de orina. Sin embargo, sólo con los ejercicios adecuados, la fuerza del suelo pélvico se recupera en el 80% de los casos (en mujeres por debajo de los 40 años sin patologías asociadas como el prolapso)”, asegura la Dra. Belén Gómez García, ginecóloga del Hospital Infanta Leonor y Milenium Sanitas en la presentación de la marca de higiene femenina Chilly.

“Al igual que prevenimos las arrugas del rostro, hay que prevenir el debilitamiento del suelo pélvico y por tanto la incontinencia urinaria, una patología que está aumentando entre los 18 y los 50 años”, afirma la Dra. Gómez. El suelo pélvico y el trasverso del abdomen tienen que estar en nuestra rutina de ejercicios con unos cuidados específicos. Además, durante el embarazo es fundamental que trabajemos los músculos de la zona pélvica: “el Pilates es un ejercicio muy completo durante el embarazo, se trabaja mucho el suelo pélvico, pero se necesitarían ejercicios específicos como los de Kegel”, En cuanto a la pelota de Pilates –la llamada fitball- ayuda a hacer los ejercicios de Kegel en buenas condiciones porque favorece una postura adecuada, puntualiza la Dra. Gómez. Otros ejercicios efectivos -que no están indicados durante la gestación- son los abdominales hipopresivos o los usos terapéuticos de las bolas chinas.